Como expertos en el sector de los aislamientos térmicos en Huesca sabemos que existen varios factores que recomiendan que optemos por el uso de diferentes materiales aislantes a la hora de llevar a cabo la instalación de un sistema de aislamiento industrial. En esta ocasión, queremos a hablarte de uno de los elementos que nosotros empleamos en muchas de nuestras instalaciones. Nos estamos refiriendo al poliuretano que solemos instalar en forma de coquillas.

El poliuretano rígido es uno de los materiales más empleados en el campo del aislamiento térmico debido a su gran eficacia y mayor durabilidad. Además, su baja conductividad térmica y el desarrollo de la tecnología de fabricación han hecho que cada vez esté más presente en los procesos de aislamiento ya que garantiza una total hermeticidad térmica.

Por nuestra experiencia en la realización de trabajos de aislamientos térmicos en Huesca podemos afirmar que una de las características más interesantes de las espumas rígidas de poliuretano es su reducido espesor. Precisamente por tratarse de un material que ocupa muy poco espacio, resulta muy ventajoso para los constructores que con su uso, pueden ganar unos centímetros que perderían utilizando otro tipo de materiales aislantes. El escaso volumen de las coquillas hace que sea un elemento aislante ideal para colocar en todo tipo de conducciones por las que circularán fluidos sin perder temperatura.

Es también importante señalar que el poliuretano del interior de las coquillas de que empleamos es un material muy resistente al contacto con la mayoría de productos químicos y disolventes. Esta estabilidad, las convierte en el aislante perfecto para entornos industriales húmedos ya que son muy resistentes también a la acción de hongos y microbios.

En materia de aislamiento térmico industrial no encontrarás mejores consejos que los que te ofrecemos en Aislamientos Visalca.